Inicio Nosotros Contáctenos
Lima, Jueves 14 de Deciembre del 2017  
ACTUALIDAD
Alfonso Miranda: En el sector pesquero existe una burocracia insensible y sin capacidad
*
(Publicado el 03/05/2013)

Alfonso Miranda es un experto del sector pesquero que ha trabajado tanto en el privado como en el público, habiendo ocupado importantes cargos en ambos. En el campo particular fue Gerente de Flota de la empresa más grande del mundo en su época, SIPESA, así como Presidente de la Asociación de Armadores de Nuevas Embarcaciones. Luego pasó 8 años por el sector estatal como presidente del Instituto Tecnológico Pesquero del Perú y Viceministro de Pesquería, siendo reconocido por su nivel profesional, al punto de haber trabajado con 8 gestiones ministeriales durante los gobiernos de Alejandro Toledo y Alan García. Actualmente es consultor de empresas del sector pesquero para consumo humano directo.

“Detrás de la cortina” conversó con él sobre el delicado momento de la pesca peruana, con un alza notoria de los productos marinos y en contexto donde la ministra del sector, Gladys Triveño, ha empleado un lenguaje confrontacional que hará más difícil lograr consensos y solucionar problemas. 

Ddlc: Según varios especialistas, el D.S. 005 es una norma regulatoria importante, pero aislada e insuficiente, pero tienen algunos vacíos como establecer una zona de reserva de la anchoveta (antes, cuando no había demanda intensa, los pescadores artesanales pescaban solo especies de consumo humano desde las cero millas, ahora pescan dichas especies más la anchoveta) y la regulación de la pesca artesanal, pues se estima que está pescando cuatro veces más de lo que se registra, y no es aplicable el régimen de cuotas. ¿Cuál es su opinión al respecto?
 
AM: El DS 005-2012 - PRODUCE es una norma regulatoria que por su falta de solidez científica y técnica, ha generado desorden, conflicto e inestabilidad en el sector que había gozado de una considerable paz social. Al no haber sido preparado con la base de los informes del Imarpe, ni de la Dirección de Hidrografía, comete el gravísimo error de considerar el litoral como una franja uniforme cuando todos sabemos que la característica de nuestro litoral es la variabilidad de la plataforma continental. 
 
En segundo lugar, no se cumplió con lo establecido en el DS 001-2009-JUS que establece la obligación de los estamentos del gobierno de pre publicar las normas que afecten los diversos intereses sectoriales. Si bien debía ordenarse la pesca de anchoveta para consumo humano directo, lo que se ha conseguido es más producción de harina de pescado y más pesca ilegal. Conflictos y desprestigio para el gobierno se suman a la inmovilización que se vive en el sector por una burocracia insensible y sin capacidad para atender las dinámicas necesidades del quehacer pesquero.
 
Ddlc: ¿Está de acuerdo en establecer una zona de reserva de la anchoveta para que la especie tenga un refugio, por ejemplo, hasta las 2 millas náuticas?
 
AM: Creo que deben establecerse zonas de protección al desove de las especies pesqueras y de reserva para la pesca artesanal. Pero debe hacerse con criterio técnico, dándose a cada ámbito del litoral la condición que corresponde. Por ejemplo habrán zonas donde deben preservarse las 5 millas, otras en las que deberían ser 20 millas, algunas con 2 millas y tal vez se requiera preservar hasta 30 millas en algunos espacios. Pero esto debe ser producto de un estudio serio de los entes científicos y no una imposición política de personas ajenas al sector pesquero nacional.
 
Ddlc: Al parecer, la demanda creciente por la harina y el aceite de pescado se debe a la expansión mundial de la acuicultura que usa crecientemente estos insumos para incrementar el contenido de Omega 3 en peces como salmones y otras especies de crianza. ¿Cómo evitar que la pesca artesanal de la anchoveta, dentro de las 10 millas, no vaya finalmente a las harineras, si económicamente es más rentable por el precio que pagan dichas plantas y porque no necesitan invertir en refrigeración?
 
AM: La pesca industrial de anchoveta para harina de pescado fue normada claramente por el Decreto Legislativo 1084, en 2008. Con esta norma se reformó la pesca del país y se tomaron medidas que aseguraban el uso sostenible del recurso, la protección del medio ambiente y se preservaba el bienestar de los trabajadores pesqueros. También se estableció la necesidad de completar el ordenamiento de la pesca de anchoveta para consumo humano directo, a la cual se accedía sólo con embarcaciones artesanales. 
 
Sin embargo, se fueron emitiendo, principalmente en este gobierno, disposiciones que generaban incentivos para desviar la pesca hacia plantas de harina tanto formales como ilegales y constituyéndose una enorme flota de embarcaciones artesanales dedicadas a la pesca para la producción de harina de pescado. Creo que estas desafortunadas normas y el pésimo control del Ministerio de la Producción han contribuido a esta situación que debe frenarse de inmediato.
 
Ddlc: PRODUCE debe saber que, por el momento, no hay mercado de consumo para toda la anchoveta que se pescará dentro de las 10 millas náuticas ¿no debería aplicarse entonces una cuota a la pesquería artesanal para evitar que el exceso vaya a las harineras y de este modo se conserve el recurso marino?
 
AM: No estoy seguro que lo sepan las actuales autoridades del sector. Si hubiera voluntad de controlar y hacer bien las cosas, así como un mínimo de conocimiento, se tomarían medidas muy sencillas como poner inspectores en los pocos puntos de desembarque de anchoveta proveniente de la flota artesanal que en la mayoría de los puertos no excede de dos. Debería exigirse que las embarcaciones no obtengan zarpe si no están debidamente insuladas, contaran con hielo suficiente y control satelital efectivo. 
 
Finalmente habrá que dar una cuota que esté relacionada con los volúmenes de producción de las plantas de consumo humano directo. Esto se podría exigir desde mañana mismo y mejorarían las cosas notablemente.
 
Ddlc: Se supone que la Capitanía de Puertos es la encargada de inspeccionar la descarga de las embarcaciones y detectar posibles caletas clandestinas, pero al parecer el sistema de vigilancia y patrullaje (personal especializado y equipos) es insuficiente, pues se siguen construyendo botes que incrementan peligrosamente la flota artesanal ¿Qué debería hacer PRODUCE con este otro flanco vulnerable del sector?
 
AM: La descarga de las embarcaciones es responsabilidad de PRODUCE. La Marina de Guerra, a través de la DICAPI, ejerce las labores de policía marítima. La construcción de nuevas naves está prohibida y ambas entidades deberían hacer cumplir esta norma que evidentemente no se cumple y ante la vista y paciencia de todos se construyen todos los días embarcaciones que presionarán al recurso, esto no se hace a escondidas. Bastaría la decisión de los titulares de Producción y Defensa para cerrar los astilleros que construyen barcos ilegales, pero no se hace. Luego, cuando esas lanchas están en el mar, la presión social hace muy difícil que se les prohíba pescar. Si no se toman medidas inmediatas, en el corto plazo, tendremos más de 2,000 nuevas embarcaciones pescando ilegalmente anchoveta para hacer harina de pescado.
 
 
 
 

  En esta edición
  Documentos de interés
Inicio | Nosotros | Contáctenos | Términos y Condiciones
Copyright © 2009 - 2012 | DETRÁS DE LA CORTINA
Todos los Derechos Reservados
[ Visitas: 305878 ]